2

¿No sabes como comenzar un cambio? Empieza por romper una inercia

Qué pereza da cambiar.  Sobre todo si estás bien, pero,  lo que resulta más curioso, también cuando estás mal. Esa mirada conformista que se echa uno al espejo antes de caminar entre terrenos llenos de incertidumbre, qué tramposa es.  Unos ojos tristes, una sonrisa apagada, unos harapos pestilentes, una herida de arma blanca en el costado, y un señor de negro a tu lado con un dedo  pringoso en alto a punto de administrarte la extremaunción… y, sin embargo, te recorres con la vista y te dices a ti mismo: “Pues no estoy tan mal”.

Alguien dijo que frases como “más vale lo malo conocido” eran sabiduría popular, y ahí la empezamos a cagar.

 

gestión del cambio

 

Seguir leyendo →

1

¿Podemos trabajar el desarrollo del talento con agile?

Esta semana vuelvo a la carga con, a juzgar por las visitas, uno de vuestros temas favoritos: Agile en RRHH.

Ya habíamos hecho un acercamiento general, y un zoom sobre cómo podríamos aplicarlo para mejorar el reclutamiento.  Ese ejemplo pretendía ser una demostración de que, lejos de trasladar literalmente una metodología de desarrollo de software y esperar que haga magia, lo que pienso es que debemos intentar es interiorizar sus conceptos y utilizarlos en cada caso como mejor sirvan a nuestros objetivos.

Si os habéis leído el título del post, habréis adivinado que el proceso al que quiero someter al agilizador hoy es… la gestión del desarrollo del talento.

Talento agile
Seguir leyendo →

0

La rebelión de los máquinas

A finales del año pasado leí en mi timeline de Twitter, a través de la cuenta de Ramón Trecet (@trecet, sí, el de la NBA, y además una buena cuenta para estar al día sobre la revolución tecnológica actual) que se ha creado “THE INSTITUTE FOR ETHICAL A.I. IN EDUCATION”.

Lo que más me llamo la atención eran las dos frases que acompañaban a este anuncio:

“La Inteligencia Artificial va a ser o la mejor cosa o la peor cosa que le ha pasado a la humanidad” y, ésta ya más clásica y bien sabida, “Todo empieza y acaba en la educación”

Dos sentencias que nos van a dar juego en el blog.

Los máquinas

Seguir leyendo →

0

No diga retención del talento, diga motivación

No me gusta la palabra retención aplicada al talento. Qué le vamos a hacer, puede que no sea para tanto, ojalá todos los problemas a los que nos enfrentamos fuesen únicamente una cuestión de elegir bien el vocabulario. Pero dejadme que hoy me ponga un poco tiquismiquis.

Si le dedico un post al tema es porque creo que, en este caso, es fácil de cambiar esa denominación y, lo más importante, con ella la intención desde la que se gestiona esta tarea, que es, en definitiva, el quid de la cuestión.

retención de talento

Seguir leyendo →

0

¿Es el feedback negativo un deporte de riesgo?

A veces dar un feedback negativo puede alterar la estabilidad de un proyecto, la confianza de una persona, o, por contagio, el estado de ánimo de un equipo. Es por ello que nos lo pensamos dos veces a la hora de darlo. Además, seamos sinceros, es un mal trago que preferimos ahorrarnos.

Frente al feedback negativo suelen surgir dos saboteadores internos: el relativizador y el procrastinador. Intentaré no sacar este último en este post, y hablaremos de ellos a continuación.

feedback negativo

Seguir leyendo →

0

Lo más leído del blog en 2018

Lo primero de todo, ¡Feliz 2019! Empieza una nueva temporada de nuestra serie favorita, la vida. Y a modo de “Previously on” toca el post de lo más leído la temporada anterior en este blog.

No me escondo, también sé que es un recurso fácil para una época del año donde el riego sanguíneo campa a sus anchas por el estómago y el cerebro funciona en modo ahorro de energía. Sin embargo, como de casi todo en esta vida, también podemos sacar lecturas y conclusiones, y a eso voy a dedicar la última rayita de batería que les queda, en esta semana intensa en ingesta de calorías, a mis neuronas.

lo más leído

Seguir leyendo →

0

Los líderes deben mostrar sus preferencias

Malas noticias para los líderes, hay que mojarse. Siempre es bueno tener mano izquierda, no es necesario ser políticamente incorrecto, e incluso hay información que se pueden guardar según el caso, pero en lo que dicen o en lo que hacen han de ser brutalmente honestos.

Lo contrario siembra los equipos de grietas a medio-largo plazo, y, sí, eso no es muy de líder, si acaso de jefe (malo)

líderes

Seguir leyendo →

0

¿ Fichar en el trabajo ?

En charlas o formaciones sobre el liderazgo ágil siempre hago la misma broma/ exageración: “Los avances en esta era digital llegan tan rápido que las empresas siempre van unos pasos por detrás de lo que pasa en la sociedad… De las administraciones y organismos públicos mejor no hablo, porque están a años luz.”

En los últimos días se habla en prensa de que gobierno y sindicatos están abogando por implantar una medida en la que fichar sea obligatorio en todas las empresas. Y entonces es cuando pienso que la exageración se quedó corta y que el problema no es que vayan años luz por detrás de los avances sino que encima caminan en dirección contraria.

Fichar

Seguir leyendo →

0

Querer y poder

El efecto secundario negativo de tener un padre al que le gusta el coaching es que a veces está uno tan cegado con insuflar autoconfianza a su hijo, que no ve la realidad que tiene delante de sus ojos.

Querer y poder no es un nuevo culebrón para la sobremesa, es una anécdota real con mi hijo de protagonista. Sí, me estoy volviendo una especie de abuelo cebolleta versión padre, ya lo sabéis.

El otro día mi hijo tenía que subir un tramo de escaleras con su bicicleta y me pidió ayuda, a lo que yo le dije que ya era lo suficiente mayor para intentarlo él solo. Obviamente porque pretendía que reforzara su autoconfianza consiguiendo hacer algo que él inicialmente pensaba que no podía. Así que tras refunfuñar un poco y, sobre todo, tras deducir por mi lenguaje corporal que no iba a mover un dedo, decidió ponerse manos a la obra. Con algunas dificultades, y con muchos sudores bajo su casco ciclista modelo Hormiga Atómica, consiguió superar aquel tramo.

Ahí fue cuando yo le dije la manida (y enervante) frase de “¿ves?, si quieres, puedes”, a lo que él contesto muy enfadado: No me digas que puedo, papá

querer

Seguir leyendo →

0

Los cotilleos

Recuerdo que, en un evento, hace ya muchos años, decidimos incluir un vídeo de Muchachada Nui, con leves adaptaciones a nuestra empresa, donde se hacía referencia a esta costumbre tan ancestral, tan nuestra… los cotilleos. Éxito de crítica y público, fue recibido con risas y carcajadas, y se convirtió en viral en el edificio durante algunas semanas.

La propia palabra escrita así, en modo coloquial, provoca una sonrisa. Esa es quizá su trampa, parece una práctica divertida, inocua, hasta socializadora… La realidad es que cuando deja de ser algo frugal y se convierte en un hábito, empieza a ser peligrosa. Cuando la cultura de la rumorología se apodera de una empresa, tiemblan todas sus estructuras.

Los cotilleos

Seguir leyendo →